Hábitos para acelerar tu metabolismo

Hábitos en la mañana para acelerar tu metabolismo

A todos nos ha pasado pasar temporadas donde  nos cuesta levantarnos y evitamos ejercitarnos, ya sea por un rompimiento amoroso, mucho trabajo, o la presión de los estudios, nos quedamos viendo al espejo y pensando como bajamos esa llanta. La verdad es que priorizando nuestra salud, no solamente nos hará vernos mejor sino que también nos hará más productivos, felices y satisfechos.

Así que antes que comiences a hacer dietas locas, a salir a correr para bajar esa grasa, te traemos hoy algunos consejos para acelerar tu metabolismo en las mañanas.

¿Por qué es importante la mañana?

El metabolismo es complicado debido a que depende de cada persona, aun así los mayores beneficios se dan en horas de la mañana, debido que al despertar lo primero que hace el cuerpo es evaluar el nivel de recursos de energía que se posee.  El cerebro necesita energía para funcionar, ya que usa 20% de la energía del cuerpo cada día.

Esto quiere decir que la digestión y movimientos que se hagan antes del medio día es lo que puede ayudar o complicar tu éxito. Si los nutrientes correspondientes no son consumidos en la mañana, puede afectar tu poder de concentración, energía y aguante durante el día.

Hazte y mantén una rutina

Como se mencionó antes el metabolismo depende de cada persona algunos podrán ya estar sin energía a medio día y otros no podrán dormir temprano por la noche. Esto depende del ritmo cardiaco y es determinado por genética y hormonas.  El metabolismo importa porque es el proceso que te mantiene vivo al producir energía. Esos niveles de energía variarán durante el día.

Lo ideal entonces es tener una rutina de ejercicio, cuando se tiene mayor energía para aprovechar el alto metabolismo. Por supuesto esto sería conveniente para alguien que no trabaja, ya que no es cuestión de poder salir del trabajo o centro de estudios sin aviso alguno. Por este motivo se recomienda tratar de mantener una rutina en la mañana, ya que se ha comprobado que es más fácil para las personas mantener sus compromisos en la mañana.

Practica resistencia en la mañana

Ahora lo interesante de tener esa rutina en la mañana es que no toma mucho esfuerzo para incrementar el flujo sanguíneo a esas horas después de despertar. Ejercicio de resistencia tipo calistenia, lagartijas, dominales, Squats, planks o ir a correr pueden ser muy efectivos y hacer un impacto considerable en tu cuerpo y metabolismo. Para obtener el mejor resultado realizar tu rutina entera de ejercicio en la mañana es el mejor consejo.  En este artículo te recomendamos tres ejercicios. 

Respira, Medita o estírate

El stress también puede afectar a tu metabolismo por lo cual practicar una buena respiración, meditar o incluso estirarse puede ayudarte a controlar los niveles de cortisol. Esta hormona es la causante que el organismo tienda a guardar grasa abdominal, la famosa llanta como la conocemos por estos rumbos. Aunque sea por unos minutos practica una de estas tres actividades, te ayudará mucho durante el día a controlar tu nivel de estrés.

Come menos y duerme más conforme a tu edad

Algunas cosas de vuelven más fácil con el tiempo mientras que otras no. Entre más viejo te vuelves más masa muscular se va perdiendo, con eso es más difícil hacer la rutina de ejercicio. Además, generalmente conforme vamos envejeciendo nuestra vida se vuelve más sedentaria. Esto quiere decir que debemos dormir más y ejercitarnos más a menudo, además de ingerir menos calorías para darle una oportunidad a tu metabolismo de lidiar con todo, en otras palabras debemos de modificar nuestro estilo de vida.

Bebe un vaso con agua

Antes de agarrar esa tan necearía taza de café para despertarse, deberíamos pensar en primero tomar un vaso con agua. La hidratación es sumamente importante, especialmente en la mañana, ya que durante la noche tu cuerpo se deshidrata. Esto produce que el metabolismo se desacelere al tener menos fluidos para mover energía de célula a célula. Así que cuando sentís que despiertas agotado luego de una noche de sueño, no es tanto cansancio sino deshidratación. Así que al despertar bebe un vaso con agua para acelerar tu metabolismo.

Come un desayuno nutritivo

Aun cuando no tengas apetito en la mañana, debes consumir alimento para tener energias. Un buen desayuno contiene proteína, grasa saludable y fibra para darte energía durante toda la mañana. Esto es necesario ya que aunque hayas tomado agua y te hayas ejercitado, necesitas una fuente de energía para continuar el día.

Así que sabiendo esto, comienza a prepararte para bajar esa grasa acumulada de la Navidad.